Este plato lo prepara mi madre los jueves o viernes santo, aunque, yo lo suelo hacer de vez en cuando porque nos gusta mucho en casa.

La forma de preparación que os expongo es la que yo hago, aunque ya sabéis que existen muchas formas de prepararlos. Yo parto de deberes bien hechos: los garbanzos los tengo congelados y el bacalao lo compro desalado, puede que los mas puristas digan que no es un auténtico potaje de garbanzos con bacalao, pero creo que hay que aprovechar las nuevas formas de presentación de los alimentos, y, con el poco tiempo que disponemos hoy día, tenemos que buscarnos las “mañas” para poder ganar algunos minutos.

Si no tienes los garbanzos a remojo congelados y has comprado el bacalao salado, tienes que hacer unos pasaos previos. Para desalar el bacalao tienes que ponerlo bajo el grifo unos minutos y limpiar bien, luego introduces los trozos en un cacharro con agua fría, tienes que cambiar el agua unas cuatro o cinco veces. La noche antes de hacer los garbanzos los pones a remojo.

Yo me salto los pasos anteriores porque ya tengo los garbanzos remojados y el bacalao desalado, así aún es más fácil y rápido, preparar este potaje.

Así cocino el potaje de garbanzos con bacalao.

Ingredientes (3 ó 4 personas):

  • 400 gr de garbanzos
  • 200 gr de bacalao desalado
  • 1 patata mediana en trozos medianos
  • 2 ó 3 dientes de ajo en láminas
  • 1 cebolla mediana
  • Sal pimienta
  • 1 cucharadita Pimentón dulce
  • 1 hoja de laurel
  • Aceite de oliva

Elaboración:

En una olla a fuego fuerte pones los garbanzos, la hoja de laurel, la patata en trozos, media cebolla y lo cubres de agua.

Cuando empieza a hervir bajas el fuego (de 6 posiciones que tiene mi vitro lo dejo en el 2) y retiras la espuma que se haya formado, tapas la olla y dejas hacer los garbanzos por espacio de 30 ó 40 minutos.

 

 

En una sartén viertes un chorro de aceite de oliva y cuando empiece a calentarse le agregas la otra mitad de la cebolla cortada finamente y los ajos en láminas, pones un poco de sal y remueves bien unos 2 ó 3 minutitos hasta que la cebolla y el ajo estén bien pochados. Ya fuera del fuego pones la cucharadita de pimentón con cuidado que no se queme para que no de mal sabor.

 

Quitas la piel y las posibles espinas a los lomos de bacalao. Los cortas del tamaño que mas te guste. Hay a quien le gusta desmigado en el potaje y a otros le gustan trozos grandes. A mi me gustan en trozos pequeños.

Cuando hayan pasado los 30 ó 40 minutos desde que pusiste a cocer los garbanzos abres la olla y viertes el contenido de la sartén y los trozos de bacalao. Dejas otra vez a fuego bajo durante 20 minutos pruebas de sal y pimienta, rectifica si es necesario y listo para comer. Si quieres puedes poner perejil fresco picado y un trozo de huevo duro en cada plato para presentarlo.

 

[adsense_id=”1″]

Quizás también te interese:

Etiquetas: , , , , , ,

Deja un comentario